Alma de Barra abrió sus puertas con la calidad como bandera. Productos que al ser elaborados hablan de la tradición de la «Terreta» y la influencia del Mediterráneo, como nuestros arroces, que tienen su propia «alma». Un restaurante elegante que se posiciona entre los mejores de Alicante.

Mariscos del día, montaditos y carnes, elaboraciones con nuevas técnicas de vanguardia, hacen que los platos tengan esa «magia» que consigue mezclar tradición e innovación.

Cada plato está hecho con cariño y con ganas de hacer un buen trabajo que le llegue al comensal, para que disfruten de su experiencia. Su equipo cercano y profesional, una gran barra central muy alicantina o un distinguido salón hacen que cada visita sea especial. Y como broche final, unos cócteles que marcan la diferencia.

logo
logo